Los productores europeos de gelatina ofrecen productos con certificados halal

El creciente mercado halal juega un importante papel para los fabricantes europeos de gelatina. Se presta, por lo tanto, una especial atención a la conformidad con los requisitos necesarios a cumplir cuando se produce gelatina para el mercado halal.

La gelatina y la certificación halal

Los fabricantes de productos de alimentación y farmacéuticos que venden productos a consumidores musulmanes tienen que pasar inspecciones a cargo de reconocidos organismos certificadores islámicos. Una vez que una fábrica ha sido aprobada por un organismo certificador islámico, se emite un certificado que confirma que los productos finales son halal y por tanto permitidos para los musulmanes. Para obtener esta certificación, los fabricantes deben garantizar que solo se utilizan materias primas aprobadas y ningún aditivo prohibido. Evitar cualquier forma de contaminación cruzada es otro factor decisivo para fabricar productos de alimentación o farmacéuticos con certificación halal. Esto significa que durante la producción, han de respetarse estrictas especificaciones de higiene, seguridad y calidad a fin de garantizar a los consumidores un máximo de calidad e integridad del producto final. Todas las cuestiones relativas al proceso de certificación pueden enviarse directamente a los correspondientes organismos certificadores. 

Los fabricantes europeos de gelatina amplían la gama

Un número creciente de fabricantes europeos de gelatina ha ampliado su gama de productos. Esto les permite ofrecer a los consumidores finales, así como a la industria de procesamiento, gelatina y productos de gelatina con certificado halal y fabricados en instalaciones de última generación conformes con las directrices europeas y las normas de seguridad.

De esta forma, los fabricantes de productos de alimentación , bebidas y suplementos dietéticos, así como la industria farmacéutica pueden ofrecer productos que satisfacen las necesidades de este creciente grupo demográfico. Además, el certificado halal facilita la exportación de productos a países musulmanes.

En la actualidad, muchos supermercados en Europa ya ofrecen una amplia gama de productos halal – incluyendo la gelatina. No obstante, esto depende del país y la región. Existe también un número creciente de tiendas halal especializadas que sirven a los clientes que demandan alimentos halal de alta calidad.