Belleza natural

Los péptidos de colágeno son péptidos de colágeno natural de tipo 1 que pueden utilizarse en aplicaciones cosméticas para el cuidado de la piel y del cuerpo. En lociones y mascarillas proporcionan los aminoácidos esenciales para un adecuado funcionamiento de las células de la piel. Esto ayuda a mantener el equilibrio hídrico y previene el envejecimiento prematuro de la piel. Utilizados en el baño, geles de ducha, champús y aerosoles para el cabello, su capacidad para formar películas ayuda a lograr un cutis más bello y un cabello mejor acondicionado. Las formas de administración oral, un sector denominado nutricosmética, también tienen un efecto positivo en el cutis.

Belleza natural
  • 1. Los productos de colágeno ganan en popularidad.

    Los péptidos de colágeno se encuentran disponibles en muchas formas, incluyendo cápsulas o líquido en ampollas para tomar como suplementos dietéticos, también conocidos como nutricosméticos. Muchos productos del sector de la nutricosmética están ya firmemente establecidos en muchos países asiáticos. Europa va sumándose poco a poco a esta tendencia y cada vez se pueden encontrar más productos de este tipo en las tiendas: yogures con aloe vera y granada, zumos de belleza, o mermelada de tomate anti-celulitis. En los últimos cuatro años, el lanzamiento de productos de Nutricosmética se ha incrementado en más de un 250 por ciento.*

    *Fuente: “Informe global de negocios estratégicos”, Global Industry Analysts Inc, 2015

  • 2. El colágeno es el principal componente estructural de la piel.

    El colágeno es una proteína estructural formada por cadenas cortas de aminoácidos, los denominados péptidos. Está presente en el tejido conectivo de humanos y animales, y constituye la mayor parte de las proteínas del cuerpo, representando entre el 25 y el 30 por ciento del total.

  • 3. El colágeno es responsable del mantenimiento y la resistencia de los tejidos de la piel.

    Los péptidos de colágeno son una proteína de colágeno puro. Son muy similares al colágeno producido por el cuerpo, tienen gran eficacia y han demostrado que sirven para fomentar la producción propia de colágeno del cuerpo. Esto ayuda a que la red de fibras de colágeno realice su trabajo para preservar la hidratación. El tejido dérmico se fortalece y se reduce el número y la profundidad de las arrugas.

  • 4. A medida que envejecemos, el colágeno se fragmenta y la piel pierde su firmeza.

    La producción de colágeno en el tejido conectivo disminuye con la edad. Arrugas, celulitis, piel fláccida y hoyuelos son algunas de las posibles consecuencias de este proceso. Para lograr una piel más suave, es necesario estimular la formación de colágeno e inhibir la degradación del colágeno.

  • 5. Los péptidos de colágeno pueden mejorar la hidratación de la piel.

    Las arrugas y manchas de la piel notan los beneficios del colágeno. Tomado regularmente ayuda a que la piel se vuelva más suave y elástica, porque el péptido de colágeno mejora el contenido de humedad de la epidermis. Numerosos estudios demuestran que disminuye el número de micro relieves y puede prevenir la formación de arrugas profundas.

  • 6. Los péptidos de colágeno pueden estimular la síntesis de colágeno

    Los péptidos de colágeno son una proteína de colágeno puro que, según estudios de laboratorio, son capaces de estimular la síntesis de colágeno y proteoglicanos. Son, por lo tanto, una sustancia ideal para la formación de cartílago articular.

    màs
  • 7. Los péptidos de colágeno ayudan a reducir el número y profundidad de las arrugas.

    Los péptidos de colágeno aseguran una mayor hidratación de la piel. Esto reduce la formación de arrugas. Si las arrugas ya han aparecido, su profundidad puede reducirse perceptiblemente con la toma de péptidos de colágeno.

  • 8. Los péptidos de colágeno ayudan a tener una piel más suave, joven y firme.

    La proteína del colágeno la produce el propio cuerpo, lo que hace que la piel sea más tersa y firme. Retiene el agua y aumenta la hidratación de la piel para lograr que luzca lisa y suave. No obstante, la cantidad de colágeno en la piel comienza a disminuir a partir de los 24 años, y el colágeno que queda ya no es tan eficaz como solía ser. Los péptidos de colágeno –una proteína natural– ayudan al tejido conectivo, asegurando una piel tersa y firme.

  • 9. Los péptidos de colágeno pueden retrasar el proceso de envejecimiento.

    Estudios han constatado que una ingesta regular de péptidos de colágeno puede mejorar la condición y estructura de la piel y ayudar a evitar el envejecimiento prematuro de la misma. Los péptidos de colágeno han demostrado secundar la producción propia de colágeno por el cuerpo para que la red de fibras de colágeno pueda preservar mejor la hidratación. Como resultado se fortalece el tejido de la piel y se reduce la profundidad de las arrugas.

  • 10. Los péptidos de colágeno se integran fácilmente en cualquier tipo de alimento o bebida.

    Los péptidos de colágeno son una de las sustancias utilizadas para enriquecer un gran número de alimentos para favorecer desde dentro la belleza y salud del consumidor. Por vía oral se absorben directamente en el torrente sanguíneo, a través del cual se transportan directamente a donde se necesitan: el tejido conectivo.Son inodoros, incoloros y fáciles de integrar en todo tipo de productos como cápsulas o ampollas para una dosis diaria de belleza.

    màs

Vista desde el exterior al interior, la piel se compone de tres capas: una capa externa o epidermis, una capa más profunda o dermis, y una capa inferior o subcutis (tejido subcutáneo). La epidermis no contiene ningún vaso sanguíneo y está compuesta principalmente de células epiteliales. Muda y se renueva cada 15 o 30 días. La dermis y el tejido subcutáneo están compuestos de tejido conectivo y conforman la estructura fundamental de la piel. Es también ahí donde se puede encontrar colágeno. La función principal de la red de fibras de colágeno del cuerpo es mantener la humedad. Cuanto más densa sea esa red, mayor hidratación se proporciona a la piel -se mantiene tersa, suave y no muestra arrugas-.

La producción de colágeno disminuye con el paso de los años. Al mismo tiempo, aumenta el número de enzimas que descomponen el colágeno. Como resultado, los procesos que regulan la descomposición de colágeno superan a los que lo sintetizan, la red de fibras de colágeno en el tejido conectivo ya no es capaz de almacenar suficiente hidratación, se forman arrugas y la piel comienza a perder su tersura.
Se pueden tomar medidas para prevenir la piel seca y los signos del envejecimiento de la piel: por un lado, un estilo de vida saludable y beber cantidades suficientes de agua; por otro, cuidarla adecuadamente. Para mantener la piel suave y tersa, es importante estimular la formación de colágeno e inhibir la degradación del mismo. Esta es la razón por la que, junto con aceites y lípidos naturales, los péptidos de colágeno son un componente importante de los productos para el cuidado de la piel con efecto anti-envejecimiento.

Los péptidos de colágeno son una proteína de colágeno puro. Es muy similar al colágeno producido por el cuerpo, tiene amplia eficacia y se ha demostrado que promueve la producción propia de colágeno de nuestro organismo. Esto ayuda a que la red de fibras de colágeno sea más eficaz para mantener la hidratación, fortalecer el tejido cutáneo y reducir el número de arrugas y su profundidad. Además, los péptidos de colágeno tienen un efecto protector y reducen el efecto adverso en la piel de las sustancias nocivas.

Los péptidos de colágeno se han utilizado durante mucho tiempo en cremas faciales anti-envejecimiento y en lociones para la piel. Son adecuados para todo tipo de pieles, se toleran bien dermatológicamente y no contienen sustancias tóxicas. Los fabricantes utilizan cada vez más los péptidos de colágeno en mascarillas nutritivas para el cuidado inmediato reconstituyente de la piel sensible de cara y cuello.

En otra importante aplicación cosmética, los péptidos de colágeno se combinan con detergentes, denominados surfactantes, para producir champú, así como cremas de baño y ducha. Los péptidos de colágeno son muy eficaces en este campo porque el cabello también está compuesto de proteínas, y por lo tanto fortalece cada capilar desde dentro. Los péptidos de colágeno desarrollan un efecto protector y disminuyen el impacto adverso de sustancias nocivas sobre piel y cabello. Al mismo tiempo, su capacidad para formar películas tiene un efecto doble durante el lavado: el cabello se cubre con una película que lo espesa. Como resultado, volumen adicional y flexibilidad.

Los péptidos de colágeno no solo tienen un efecto positivo sobre piel y cabello cuando se aplica externamente. Los estudios han demostrado que tomar péptidos de colágeno oralmente de forma habitual también puede mejorar el estado y la estructura de la piel y ayudar a prevenir el envejecimiento prematuro de la piel [Sumida E et al. 2004, J Nutr Food 7:45-52]. Según el estudio, la administración oral también beneficia a cabello, uñas y tejido conectivo. Los péptidos de colágeno están disponible en el sector de la nutricosmética en forma de ampollas líquidas o en cápsulas. Tienen un efecto positivo para evitar la formación de arrugas y otros signos de envejecimiento de la piel: ayudan a que la piel se mantenga suave y tersa y a mejorar el nivel de hidratación de la epidermis. Muchos estudios han demostrado que el colágeno suaviza las arrugas finas y puede evitar el desarrollo de arrugas dinámicas más profundas y surcos de ceño fruncido. Esto es válido no solo para la piel de la cara: el colágeno estimula al organismo a reconstruir las fibras y tejidos que conducen a la formación de celulitis cuando se vuelven flácidos. Esto mejora el estado de la piel desde dentro hacia afuera. Los péptidos de colágeno son inodoros, de color neutro y fáciles de integrar en otros productos como píldoras o ampollas.